Espacio para celebración de funerales laicos

Espacio para celebración de funerales laicos

Las personas no religiosas, que somos muchas, ante el fallecimiento de un familiar, o pensando en la propia muerte, no tenemos un lugar donde hacer una digna despedida y muchas acaban por celebrar un funeral en una iglesia, pese a estar alejados de la doctrina católica.

Ya que Rivas fue pionera en un bautismo laico, -no sé si continuará esa costumbre-, sugiero la cesión de un espacio para lo que podríamos llamar funeral laico, donde los familiares y amigos del deudo puedan tener un acto de despedida, sin connotación religiosa. El equipamiento de una sala para tal fin, es tan sencillo que no supondría un gasto excesivo para las arcas municipales, pero crearía un precedente importante, a mi modo de ver, dando visibilidad a una ciudadanía laica, que es numerosa.